Invitados por CAME el Centro Comercial de Ceres, expuso en Rosario sobre el cierre dominical

La Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME) organizó este martes una Jornada denominada “La Humanización del Trabajo, Cierre dominical del Comercio” donde referentes de distintas cámaras que nuclean al comercio y a los empleados contaron su experiencia y los beneficios que se obtiene con el cierre dominical del comercio.

La intención de CAME es que esta experiencia se replique a nivel nacional, es por ello que invitó especialmente al Centro Comercial de Ceres para que puedan contar sobre la ordenanza ceresina que hoy establece cerrar los domingos.

José Luis Gorosito presidente del Centro Comercial fue acompañado por uno de los impulsores de dicha ordenanza, el supermercadista Elvio Ferreyra, ambos pudieron expresar al auditorio cómo se gestó, y se aprobó el cierre dominical en la ciudad de Ceres, ordenanza que logró recuperar los domingos en familia.

Los dirigentes ceresinos aprovecharon para entregar una copia de la ordenanza, al presidente de CAME y ponerla a disposición de otras localidades que trabajan en establecer la medida.

Este mediodía de martes en la sede de la Asociación Empresaria de Rosario (AER) se llevó a cabo la jornada por «La humanización del trabajo» en la que participaron el vicepresidente 1° de CAME, Elías Soso, el secretario de Hacienda, Fabián Tarrío, el presidente de la AER y secretario de Comercio Exterior de CAME, Ricardo Diab, el secretario de Comercio de la Provincia de Santa Fe y presidente de CAME Joven, Juan Pablo Diab, el secretario de relaciones institucionales, Mauro González, y el secretario ejecutivo, Nicolás Morelli.

También estuvieron presentes la presidenta del Concejo Deliberante, Daniela León, concejales, autoridades de la Iglesia Católica, representantes de cámaras empresarias, sindicatos, supermercadistas y hoteleros, entre otros, en apoyo al «Cierre Dominical», recientemente aprobado en la ciudad en adhesión a la ley provincial, que dispone el cierre de establecimientos comerciales y de servicios de más de 1200 mts cuadrados los días domingos.

Al respecto, Cornide observó: “Muchas veces suele decirse que si los comercios cierran los domingos caerá el consumo. Y nosotros hemos demostrado con argumentos y con la evidencia de las ciudades que ya cierran que eso no es así. Esas son las falacias que ponen las grandes cadenas para instalar temor sobre las consecuencias negativas de cerrar el domingo ¿Por qué decimos qué no hay impacto económico negativo? Porque las decisiones de ahorro y consumo de las familias no se toman en función del horario de apertura comercial, sino en función de su presupuesto y necesidades. Por lo tanto, si los comercios cierran el domingo, lo que las familias dejen de adquirir en esa jornada, será comprado de lunes a sábados, como sucede en muchos países del mundo y como está sucediendo en las ciudades de la Argentina que ya aplican esa medida. El único cambio que se producirá, es que por cuestiones de cercanía y tiempo, en la semana más gente comprará en el comercio cercano. Es decir, habrá traslado de ventas desde las grandes superficies al comercio pequeño”.

 

Cornide reflexionó además: “No es lo mismo descansar el domingo, cuando el descanso es compartido, que tener un franco en cualquier día de la semana como se suele asignar”.

Cabe destacar que el descanso dominical es apoyado por el Papa Francisco y ya se aplica en más de 30 localidades de la República Argentina con apoyo del Arzobispado y de los Sindicatos de Empleados de Comercio. “La iglesia ha acompañado este reclamo justo, entendiendo que estamos en el corazón de la Doctrina Social de la Iglesia, como es el derecho al descanso. Las cosas más importantes de la vida no tienen precio, no podemos preguntarnos cuánto cuesta el cierre dominical. Al defender el descanso dominical estamos defendiendo a la familia, al encuentro con los afectos”, sintetizó monseñor Emilio Cardarelli.

 

Share this...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *