Festram “dio por finalizada la tregua planteada tras los cambios de gobierno”, y tras acusar falta de pagos.

La Federación de Sindicatos de Trabajadores Municipales de la Provincia (Festram) avisó que “dio por finalizada la tregua planteada tras los cambios de gobierno”, y tras acusar falta de pagos, reducciones salariales y despidos, se declaró en estado de alerta.

A través de un comunicado, la Festram advirtió que “dio por finalizada la tregua planteada tras los cambios de Gobierno”, y adelantó que “los sindicatos volverán a las movilizaciones frente a la falta de respuesta al pago de salarios en tiempo y forma”.

En el escrito, la entidad enumeró los casos de “las municipalidades de Casilda y Coronda, hoy las más complicadas, no lograron la asistencia provincial y los recursos propios son insuficientes para cumplir con los trabajadores. Por ello se tensa la situación con las protestas callejeras y marchas en rutas”.

“Las denuncias por reducciones salariales dispuestas en Wheelwright y Maciel, sumadas a los despidos en esa última localidad y la falta de acatamiento en toda su extensión de la Conciliación Obligatoria por el despido de 44 trabajadores en la Municipalidad de Ceres, justifican el mantenimiento del estado de alerta y movilización en todo el ámbito provincial”, indicaron.

En este sentido, desde el organismo gremial remarcaron que “ante esta conflictiva situación, esperamos una pronta convocatoria a paritarias para dar tratamiento a la política salarial 2020 y la necesidad de fortalecer las finanzas de Municipios y Comunas, sin que el ajuste pase por los trabajadores que hoy siguen padeciendo las consecuencias de esta crisis generada por las políticas neoliberales”.

“De profundizarse estas condiciones denunciadas, se convocará a un Plenario de Secretarios Generales para evaluar medidas de fuerza en el orden provincial”, alertaron los municipales.

Al respecto, el secretario general de Festram, Claudio Leoni, remarcó que “mientras algunos hablan de la inviabilidad o perversidad de la cláusula gatillo, la empresa Vicentín recibió un crédito del gobierno anterior por un monto similar al déficit total de la Provincia de Santa Fe. Nos endeudaron, se fugaron la plata y además «no pagan impuestos», eso es lo inviable y eso es lo perverso”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *