Bonfatti junto a Lifschit y Michlig observaron la pavimentación del acceso a Ambrosetti